domingo, 15 de noviembre de 2009

El sentido de la Navidad.


Todo sobre la Navidad


La Navidad puede tener muchos significados. La Navidad puede ser tiempo de familia, de dulces, de regalos, de fiestas, de amigos, de solidaridad, de ocio, de compras, de cenas, etc. ¿Qué Navidad es la tuya?

QUÉ ES EN REALIDAD LA NAVIDAD


No podemos ver la Navidad con la mirada baja puesta solo en nuestra gente y en nuestra Ciudad en la que tan a gusto nos encontramos, sino que debemos enmarcar nuestra visión en un horizonte más amplio para que nuestro trabajo y vivencias alcancen su verdadero sentido dentro de la humanidad. Hemos de abrir nuestro espíritu hacia las dimensiones más profundas de la Navidad para, una vez escuchadas y pensadas, hacerlas nuestras.
Las fiestas de estos días han de ser un toque de atención que año tras año nos recuerde esa utopía escondida en nuestro interior que a veces no se manifiesta y que todos podemos recuperar si así lo queremos.
La Navidad, ya lo sabemos, celebra el nacimiento de ese Niño Jesús que es Dios para los cristianos, un profeta para otras confesiones y una gran referencia humana para todos, ahora que tan pobres estamos de verdaderas referencias. Pero conviene reflexionar sobre el sentido trascendental de este acontecimiento Todo nacimiento es una afirmación de vida, en lo que tiene de valor universal la vida misma. El jesuita Jhon Sobrino, decía: el valor más preciado que tiene la persona es el derecho a la vida y por tanto hay que respetar ese derecho por encima de todo. Todo nacimiento conlleva además una transformación. De la misma manera que cuando un niño nace cambia la vida de la familia, transforma su modo de sentir proyectándolo al futuro, así también el nacimiento de Jesús debe romper esquemas en nuestras vidas y provocar en nosotros una transformación El sentido de esta transformación viene dado por el mensaje liberador de Jesús a favor del amor y la justicia: Dios Padre nos ha dado un niño, el niño Jesús para apoyar la causa de los pobres y ser Buena Noticia. Hay que entender además la Navidad como un proceso, no como un fin, ni un día, ni una cena, ni una reunión de amigos. Entendida así la Navidad, la historia del hombre se convierte en un tiempo de gestación de proyectos de esperanza, de amor y de justicia. La Navidad, finalmente, no solo acontece el 24 de Diciembre de cada año, sino que es Navidad cada vez que en cada una de las personas nace el sentimiento de la Navidad.

Todo sobre la Navidad

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...